¡¡El Sancho y Voltaire!!

*Simplemente por falta de pruebas de que alguien lo dijo, lo que por supuesto no es prueba de que alguien no lo dijo.

“Todos somos genios, pero si juzgas a un pez por su habilidad de trepar árboles, vivirá toda su vida pensando que es un inútil”

Albert Einstein.

Alfonso Mora Chama

   Qué dicha la mía cuando en 1971 escuché precisamente en Perote, a su paso hacia la ciudad de Xalapa, al brillante escritor, periodista y orador Alfonso Sierra Partida, quien se burlaba de sus muchos adversarios literatos, refutando con razón cuando le hacían criticas y comentarios que él mismo utilizaba para continuar con los debates. En este evento magisterial acompañando al líder del SNTE que visitaría horas más tarde la Sección 32 no se si todavía en manos de Alfonso Arroyo Flores, pero el caso que lo escuché y lo entrevisté y para mi eso es lo importante…

  En su brillante oratoria, el personaje que escribía sus artículos en El Nacional – de línea oficial – en La Prensa y en Personalidades, mencionaba que existían  frases adjudicadas a otros autores, sin menospreciar las acciones y señaló una de ellas cuando está la frase puesta en boca de Emiliano Zapata y Alfonso Sierra Partida, dijo que “Tierra y Libertad” ya la había mencionado Ricardo Flores Magón  en su lucha contra la dictadura.

   Y conste, lo decía nada menos alguien que toda su vida había destacado no solamente en sus cargos en la SEP, también como presidente vitalicio honorario de la Confederación Mexicana de las Grandes Logias Regulares del Valle de México, además miembro de honor en mas de treinta logias recibiendo el premio mundial de la masonería.

   Es dentro de la oratoria uno de los más destacados del país y de América Latina, quien agregaría a un servidor, entonces Subdirector del semanario La Gazeta de Xalapa, que como está frase habían infinidad que equivocadamente se le señalaban a otros, siendo lo fundamental que se diga y sea aplicada correctamente.

    Precisamente por ello, diremos que existe esa confusión y la más atacada la del Quijote dirigiéndose a Sancho que “si los perros ladran, es señal que cabalgamos, que avanzamos”, solamente apareciendo una frase “similar” en uno de los tantos poemas del poeta y dramaturgo alemán Johann Wolfang Von  Goethe, y lo menciona quedo, muy quedo en sus diversas obras entre ellas las de más romanticismo, “Las penas del joven Werther”, “Prometeo”, “El Aprendiz de brujo”.

    No solamente linchan a Sancho por acatar la palabra del Quijote, vemos que Voltaire en su expresión “podré no estar de acuerdo con lo que dices, pero defenderé hasta la muerte tu derecho a decirlo”, también me lo raspan y ahora fue Evelyn Beatrice Hall, a quien le dan la autoría de esta frase, quizá sí porque esta doña fue siempre la biógrafa británica del polémico autor francés y si leemos “los amigos de Voltaire” queda claro que Beatrice Hall en una falsa conversación solo pretendía dejar en claro el talento y las ideas progresistas y liberales de Voltaire.

  Las citas equivocadamente atribuidas tienen la finalidad de restarle mérito a sus autores y son una tarea difícil de probar que alguien no dijo algo, a veces en cartas en servilletas de papel como las de Agustín Lara como también en un libro, cuento o conversación privada, llegando al enredo de palabras que “él no lo dijo faltando pruebas de que alguien lo dijo, lo que por supuesto no es prueba de que alguien no lo dijo”, prefiriendo las teorías de conspiración coloridas de citas meramente cuestionables.

     Me quedo y comento en este momento para mostrar a los crédulos o conspiradores que a quienes conocí en sus libros con las famosas frases siguen siendo mis predilectos, viejos adagios que practico desde hace cincuenta años en esta hermosa profesión, con diferencias de opinión y de conflicto ideológico, bases de una libertad de democracia para la sana convivencia social

   Dejo pendiente, como tarea voluntaria lo dicho por Abraham Lincoln, frase célebre… “Puedes engañar a todo el mundo algún tiempo y puedes engañar a algunos todo el tiempo, pero no puedes engañar a todo el mundo todo el tiempo”, concluyendo con la de  Churchill asegurando al pueblo británico que solo le podía ofrecer “sangre sudor y lágrimas”. Acaso “flacks” publicitarios o temas soñados por hagiográfos ? o pudiera ser necedad de ideólogos dementes con filosa navaja para joder.

    Amigos lectores concluyo diciendo que somos voces que merecemos ser escuchados, o escritos que deben ser analizados, expresiones que son garantía de seriedad y profesionalismo a veces en posturas distintas e incómodas pero exaltando el valor al respeto y la tolerancia dentro de la libertad de expresión, en un periodismo de provincia que se ejerce con más riesgos y peligros ante la ignorancia de los políticos y la soberbia demostrada para siempre.

   Cito una de mis frases esperando no se la adjudiquen a Juan de las pitas o a cualquier morrallero del periodismo:

“A mis enemigos yo los selecciono. Ya cualquier pendejo quiere ser mi enemigo”